Los enamorados con desequilibrios mentales

Existen muchas categorías de desequilibrios mentales, desde el simple obseso sexual hasta el loco furioso, y las causas astrológicas de su desequilibrio resultan demasiado numerosas para que podamos referirnos a todas.
Baste saber que los desarreglos cerebrales resultan sobre todo de las influencias de Mercurio (la razón), la Luna (la imaginación), Urano (la creatividad, la originalidad) y Neptuno (la inspiración).
Cuando esos planetas se encuentran mutuamente disonantes en signos de intelectualidad débil y en las Casas que atañen a la patología, existe propensión a las enfermedades mentales.
Los indicios más probatorios son: los malos aspectos entre la Luna, Mercurio, Urano y Neptuno en los signos mutables (Géminis, Virgo, Sagitario y Piséis), sobre todo en las Casas I, VI y XII.
Los casos más graves están marcados por las disonancias Mercurio-Urano-Neptuno y Mercurio-Neptuno en Piscis y en la Casa XII.
Dichas configuraciones también pueden inclinar hacia el suicidio e incluso conducir al crimen si se les suma alguna influencia de Marte o de Aries.

Tipos de enamorados